El internet es una gran herramienta cuando se lo sabe usar. Llevo muchos años navegando por diferentes plataformas y he visto cosas maravillosas, así como cosas terribles. El mundo del internet es como la vida real, una mezcla entre el bien y el mal. Existen muchas páginas buenas, sobre diferentes temas, ya sea de tecnología, cine, noticias, etc. Pero de vez en cuando, uno se topa con páginas que resaltan entre los demás, que van más allá de solo publicar artículos y recibir likes o comentarios. Existen algunas páginas, como The Art of Manliness, que intentan cambiar el mundo, mediante la difusión de filosofía y buenas costumbres. ¿Alguien dijo nautilano.com?

Brett Mckay es sin duda un gran tipo, no lo conozco en persona, pero llevo buen tiempo leyendo su página y escuchando sus podcasts y puedo decir que es un gran ejemplo a seguir. Es el típico nautilano. Quizás el no lo sepa, pero lo es. Gran conocedor de cultura general, filósofo, lector, líder, independiente de la tecnología, amante de la naturaleza, inculcador de valores, modales, y un caballero.

“The Art of Manliness” no solo es una página, porque también ha subido videos a youtube y tiene un podcast semanal. El tipo ha sabido difundir su buena filosofía y eso es bueno, porque mucha gente lo lee. Eso significa que cada vez hay más buenas personas. Además, Brett ha escrito muchos libros, de los cuales dos estoy leyendo ahora mismo.

En su filosofía ha resaltado lo importante de ser un niño adventurero, valiente, con valores, y con muchas habilidades, entre ellos el saber nadar, hablar en público y saber al menos un idioma extranjero (lo básico para leerlo y escucharlo si tu idioma materno no es el inglés). También resalta lo importante de la lectura, de ver películas clásicas, de mantener los buenos modales, algunos perdidos en el tiempo. Señala lo fundamental que es ser un buen hijo, un buen padre y un buen esposo.

En definitiva, no todos tenemos la fortuna de ser críados por un buen padre, que nos enseñe a ser buenos hombres, varoniles y caballeros, pero si uno en su interior sabe lo que está bien y mal, si no se deja influenciar negativamente por la sociedad y busca respuestas, tarde o temprano lo va encontrar. Una de esas respuestas es “The Art of Manliness”.