No sabía como titular esta entrada, estaba pensando en “la lucha invisible”, “la inexistente lucha” e incluso en “la inútil lucha”. Al final ya saben con cual me quedé.

Pues bien, ya todos sabemos qué es el feminismo, se ha puesto de moda, sobretodo por el uso de las redes sociales, y créanme que va a estar de moda todavía muchos años más.

Una vez en twitter, escribí lo muy triste que me había puesto una película y dije “lloré como una niñita”, a los pocos segundos, una seguidora me respondió “¿y por qué no niñito?, ¿acaso solo las niñas lloran?”. Yo no le respondí, es decir, pude haber escrito “niñito” o “niñita” y escoger al segundo al parecer fue un gran error. Me dolió un poco saber que esta seguidora, después de haber leído tantos de mis tweets, haya pensado que yo tenía una tendencia machista.

El machismo no existe para los buenos hombres. Los buenos tipos, o los nautilanos, no importa en qué época de la humanidad, han tratado a la mujer correctamente, respetando su derecho y posición, como una dama, escuchándola y queriéndola. Lamentablemente a lo largo de la historia, los buenos tipos eran pocos, los nautilanos mucho menos, y los malos hombres una gran cantidad. Es por eso que estúpidamente nació el machismo, y siguiéndole, el feminismo.

Siempre he pensado que las mujeres pueden acabar con la humanidad. Ellas tienen el poder. Ellas pueden decidir esterelizarse y nunca más tener bebés. La humanidad se acabaría.

Pues bien, ¿a qué me refiero con la lucha invisible del feminismo?. Pues me refiero a que toda esa lucha que se ve en facebook, en las noticias, etc, es completamente en vano. Si lo que buscan es que los malos hombres empiezen a tratarles como se debe y eliminar la discriminación de género…pues es imposible. Esos hombres no van a cambiar nunca, la buena noticia es que los buenos tipos tampoco. Y con estos buenos tipos no es necesario luchar, porque también sería en vano, éstos ya tratan a la mujer correctamente.

Mujeres, ¿Entonces qué se debe hacer?. Les dije que ustedes tienen el poder de eliminar la humanidad, pues también tienen el poder de cambiarla. Traten en lo posible de casarse con un buen tipo, es simple y complicado a la vez, porque no los hay por montón, pero cuando lo encuentres, cásate y ten hijos con él, o adopta, mucho mejor. Crear una familia con un buen hombre aumenta las probabilidades de criar buenos hijos, que posteriormente se convertirán en buenos hombres y mujeres, listos para continuar mejorando la sociedad.

El problema con la humanidad es que los malos hombres han tenido hijos, criándolos mal y dejando que ellos sigan su ejemplo. La madre puede luchar y tratar de llevar al niño por buen camino pero a veces es imposible. El niño, a veces, en esa situación, tiene que aprender a diferenciar entre el bien y el mal por sí solo. No todos logran eso.

Nada va a cambiar si las mujeres siguen escogiendo malos hombres como el padre de sus hijos, y yo particularmente veo esto todos los días. Es sin duda una lucha invisible y que pocas mujeres realmente toman atención.